Otoplastia

La cirugía estética por las orejas separadas

Las orejas separadas o grandes  pueden molestarle y este problema a veces puede afectar su vida de forma importante. Hacer un llamado a la cirugía estética puede ser una excelente solución para arreglar de forma definitiva este problema.

Tener las orejas separadas o grandes puede crear un complejo sobre todo en jóvenes por ser víctimas de burlas. Actualmente la cirugía estética y más precisamente la otoplastia propone corregir este defecto.

El objetivo de la intervención:
Para reparar el defecto de una oreja no existe ninguna otra solución que la intervención quirúrgica. Utilizar gorros o esparadrapos no constituye una solución de manera general, la cirugía estética realizada a este nivel permite “pegar la oreja” y de crear una simetría lo más  natural posible. En la mayoría de casos son las dos orejas que están separadas, pero puede muy bien presentarse solo una oreja.

En los dos casos el Cirujano tendrá en consideración su habilidad para suprimir la diferencia entre las dos orejas y dar una apariencia “normal”.

Cuando operar las orejas separadas?
Una otoplastia puede ser realizada a partir de la edad de los 7 años. En todos los casos el resultado obtenido es definitivo.

La intervención quirúrgica:
En el caso de un niño, la intervención se desarrolla bajo anestesia general. La operación propiamente dicha no dura más de ¾ de hora. Y es importante señalar que se trata de una cirugía que no presenta ningún riesgo. Al final de la intervención el paciente debe permanecer un día y más precisamente 24 horas en el hospital. Una vez ya en su casa, el paciente deberá guardar el apósito durante una semana, también una venda de mantenimiento por unos 20 días.

Antes - Después